MundodeHoy.com - El nuevo aeropuerto, un mega proyecto apocalíptico
Inicio | Noticias | Terra Nostra | El nuevo aeropuerto, un mega proyecto apocalíptico

El nuevo aeropuerto, un mega proyecto apocalíptico

Por
El nuevo aeropuerto, un mega proyecto apocalíptico

Por: M. en C. Héctor Lugo Salazar

 

[email protected]

MundoDeHoy.mx .- La construcción del complejo aeroportuario que se edifica en la zona lacustre de Texcoco, puede convertirse en el caballo de Troya1, por el que desestabilice la economía nacional; debido, no solamente por los enormes recursos que se invierten en esa onerosa obra, que es técnicamente riesgosa y de dudosa rentabilidad; además de ser, altamente devastadora del medio ambiente y del sistema hidrológico del Valle de México. 

 

Se trata de un enorme complejo de infraestructura aeroportuaria que trae consigo los genes de su autodestrucción, ya que se está construyendo en una zona de vocación lacustre; esto es, se ubica en un subsuelo fangoso con una propensión natural al hundimiento.

Por este complejo aeroportuario, se quebrantará la función que tiene el lago Nabor Carrillo, como vaso regulador que evita las inundaciones en zona oriente del valle de México, espacio en el que se localizan las poblaciones de Netzahualcóyotl, Texcoco y Chimalhuacán; además, de que su pesada plancha estructural alterará el equilibrio del subsistema hidrológico de la zona.

Por lo que en prevención de este siniestro ambiental, es importante advertir -que en el mejor de los casos, solamente se cuenta con 65 metros cúbicos de agua por segundo; con los cuales, se abastece a más de 20 millones de habitantes que pueblan la zona metropolitana de la Ciudad de México.


Esta agua proviene de los sistemas hidrológicos del Cutzamala y del Lerma; así como también, de las aguas subterráneas que se extraen del acuífero, a través de una batería de pozos que se denomina Programa de Acción Inmediata (PAI).


La gestión administrativa en la asignación de esta agua, es a través de la Comisión Nacional del Agua (Conagua). Al respecto es de hacer notar, que esta Dependencia se encuentra asignada a la Secretaria de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat); pero en su Ley de Aguas Nacionales (LAN), se precisa como dependiente del Ejecutivo Federal y bajo esta ordenanza, asume libertades discrecionales en la gestión del agua.


No obstante lo anterior, por el alto contenido social del agua y por ser vital a toda forma de vida, su gestión debe darse bajo el marco constitucional del bien común y en lo fundamental, bajo los siguientes principios2:


Primero: el agua pertenece a la Nación y su administración corresponde al Estado.

Segundo: El agua es la vida de los ecosistemas y es responsabilidad del estado preservarla así.

Tercero: El agua es vital, por lo que su destino al consumo humano es prioritario y debe ser garantizado.


Infortunadamente, la Conagua ha estado llevando a cabo una serie de acciones que no son favorables a la sustentabilidad del recurso agua y sí a la privatización del recurso, a través del sobre consecionamiento de las aguas nacionales.


Son ejemplos de estas acciones, los diez decretos de reserva de agua del 6 de junio de 2018, por los que se afectan 300 cuencas hidrológicas que concentran el 55% del recurso hídrico; así como también, el reciente acuerdo publicado en el D.O.F el primero de octubre de 2018, por el que se concesiona el agua a particulares hasta por 30 años.


Bajo estas prerrogativas, es el Estado el principal promovente del complejo aeroportuario; el que para su edificación, requerirá de la desecación de un lago con todas las afectaciones ecológicas y sociales que ello conlleva.


En este escenario, la desaparición del Aeropuerto Internacional Benito Juárez de la Ciudad de México, liberará enormes predios y en esta eventualidad, el Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México ha propuesto, la venta de los terrenos del actual aeropuerto y los colindantes con el aeropuerto proyectado en la zona del lago de Texcoco; para llevar a cabo, un colosal desarrollo urbano a llamarse Aerotrópolis. Título que da idea de la dimensión del proyecto.

 

De realizarse lo anterior, es evidente que se acelerará el proceso de urbanización en la Megalópolis de la Ciudad de México y con ello, la destrucción de zonas de recarga de los mantos freáticos.


En esta tesitura, es de advertir también, que las afectaciones que se están haciendo al sistema hidrológico del valle de México, son de un daño ambiental irreparable y no se percibe que la dependencia Conagua, quien tiene la responsabilidad de administrar, cuidar y preservar los cuerpos de agua del país, tenga una intención favorable para la remediación de los problemas de sobreexplotación y contaminación del acuífero, con lo que se está afectando negativamente las disponibilidades del recurso.


Un claro ejemplo de este fenómeno de escasez, son las frecuentes interrupciones del suministro de agua provenientes del Sistema Cutzamala, las que cada vez son más graves, como se refleja en los cortes por los que se suspenderá por días, el suministro total de agua a dos alcaldías.


Estos sucesos que afectan sensiblemente a la ciudadanía, obligan a realizar urgentemente una gestión integral del agua, que permita el aprovechamiento de sinergias interinstitucionales en la administración, cuidado y preservación del recurso agua, con criterios de sustentabilidad ambiental.


Se trata en lo fundamental, de una política pública que evite realizar obras que no corresponden a la realidad económica y social del país, ni a su entorno ambiental, y que por su tamaño e inversión, no comprometan la solvencia económica del Estado.


En este contexto debe considerarse la construcción del complejo aeroportuario, el que de acuerdo con información difundida por los medios en julio pasado, se han invertido 160 mil millones de pesos, de los cuales, 58 mil millones se han desembolsado, para un avance de obra del 31.01 por ciento, respecto al proyecto original.


Por la magnitud de los montos de inversión, es conveniente que se dé a conocer, el manejo de operación fiduciaria de Nafinsa y de la Unidad de Inversiones de la Secretaria de Hacienda, en el fondeo de recursos financieros del mega proyecto aeroportuario; en lo relativo, a los avances reportados como obras concluidas y en construcción, publicados como sigue:


A.- Como obras concluidas:

a.- Barda y camino perimetral, alumbrado, y casetas de acceso al aeropuerto.

b.- Caminos provisionales de acceso que incluyen trabajos de terracería, estructuras y obras de drenaje, pavimentación y señalamiento.

c.- Desarrollo del proyecto ejecutivo, construcción, equipamiento de mobiliario e instalaciones para el campamento del Grupo Aeroportuario de la Ciudad de México (GACM).

d.- Desarrollo del Proyecto ejecutivo, construcción, equipamiento de mobiliario e instalaciones para el campamento del GACM.

e.- Trabajos relativos a carga, acarreo y descarga fuera del polígono del material existente.

f.- Trabajos de nivelación y limpieza de terreno.


B.- Como obras en construcción:


a.- Pilotes de cimentación: 99%.

b.- Losa de cimentación del edificio terminal: 98%.

c.- Torre de control: 24%.

d.- Losa de cimentación del centro de transporte terrestre: 40%.

e.- Estructura de concreto y acero en el área de 82,500 m2.

f.- Pista dos: 60%.

g.- Pista tres: 56%

h.- Subestación eléctrica: 69%.

i.- Red de distribución eléctrica: 0.01%


Estos reportes de obra, habrán que reinterpretarse a la luz del comunicado de la Presidencia, por el que se informó, que el “nuevo aeropuerto internacional de México”3, tiene el siguiente avance:


a.- Se ha finalizado la colocación de la última losa del edificio terminal, cuyos 312 mil metros cuadrados representan la superficie sobre la que se construyeron las 865 de la edificación.

b.- Que esta edificación tendrá; 227 elevadores; 130 escaleras eléctricas y bandas transportadoras; 1200 sanitarios. Al término de la obra, será un mega edificio de 743 mil metros cuadrados de construcción y habrá un muro perimetral de 6 kilómetros de longitud.

c.- Que se ha iniciado la cimentación por vacío en aproximadamente 250 hectáreas, y se pondrá la pavimentación para las 5 plataformas de usos múltiples que se destinarán a operaciones de comercio, embarques satelital, hangar de mantenimiento y carga.

d.- Que se construirán 5000 cajones de estacionamiento.

e.- Que se concluyen los 2 primeros edificios y oficinas de la torre de control, con una altura de 90 metros.

f.- Que remozará el basalto utilizado para la recarga de las pistas 2 y 3, y se retirarán más de 14 millones de metros cúbicos de material.


Para una mayor certidumbre en la toma de decisiones en lo que resta por hacer del mega proyecto aeroportuario, es conveniente que se informe sobre:


Uno: Los estudios de: rentabilidad económica y social; de mecánica de suelos y de impacto ambiental, para que se justifique fehacientemente la viabilidad del mega proyecto.

Dos: El desglose del origen de las inversiones; así como, de las corridas financieras que demuestren la viabilidad del mega proyecto aeroportuario.

Tres: La explicación de los mecanismos fiduciarios por los que se hacen los fondeos de capital para el financiamiento de las obras, avalados por la Unidad de Inversiones de la Secretaria de Hacienda y Nacional Financiera.

Cuatro: En un análisis prospectivo, se analicen los proyectos de desarrollos inmobiliarios y del posible trasvase de agua que demandará la megalópolis de la ciudad de México; toda vez, que el complejo aeroportuario acabará por hacer en extremo crítico, la suficiencia de agua para el abasto de la megalópolis de la Ciudad de México


Habrá de diseñarse también, la política inmobiliaria que  aplicaría a los terrenos que desalojará el actual Aeropuerto internacional de México Benito Juárez; así como también, que se garantice que habrá agua para toda la megalópolis.


No obstante, hay que aceptar que en el mejor de los casos, solo se tienen 65 metros cúbicos por segundo y como el agua no se fabrica, habrá que traerla de donde sea y al costo que sea, porque es vital.


Estos son tiempos de reflexión, el país se encuentra en una encrucijada en donde se confronta, la racionalidad del interés económico privado y el interés del bien común de la sociedad.


En esta controversia de intereses, habrá de meditarse, que México es la casa de todos y la casa de todos merece la mejor decisión para la realización de las obras aeroportuarias, las que deben estar en congruencia con el interés nacional.


[1]  En la Eneida de Virgilio, se narra que un caballo construido por los griegos se introdujo con guerreros liderados por Ulises para vencer a los troyanos.

[2] Libro fuente: M. en C. Héctor Lugo Salazar, PLANEACIÓN DEL AGUA – Un enfoque social y sistémico;  El agua, un derecho social, Instituto Politécnico Nacional (IPN) México.

[3] Video en [email protected] Presidencia Mx; el Nuevo aeropuerto Internacional de México (NAIM, “La obra más importante de América Latina”.

 

Califica este artículo

0
  • Enviar a amistad Enviar a amistad
  • Imprimir Imprimir
  • Texto sin formato Texto sin formato

Etiquetado como:

agua, nuevo aeropuerto, texcoco